Cargando buscador...

19 de septiembre de 2016

Zinemaldia 2016: 'Nocturama', de Bertrand Bonello

Sección Oficial a concurso 

No conocía yo hasta ahora las películas de Bertrand Bonello. Reconozco que hasta el último festival de Cannes, era un nombre que o no había oído, o no le había prestado atención. ¿Y por qué desde Cannes sé quién es este nombre? Porque su última película, Nocturama, parecía que iba a participar en ese festival pero a última hora no pudo ser (no tengo demasiado claro si es porque no estaba completamente terminada o por cierto veto debido a la temática que tiene). Con lo cual llegó el Zinemaldi, metió fichas y le salió bien la jugada. Nocturama está en la Sección Oficial a concurso.

Nocturama trata sobre un grupo de chicos que tienen entre 18 y 21 años que preparan algo. Les vemos reunirse y organizarse. Chicos normales, nada que los destaque especialmente. Quizá lo único que estemos viendo, y probablemente la única información que se nos dé sobre ellos durante toda la película, es la clase social a la que pertenecen. En el grupo vemos algún chico que vive en la periferia (barrios marginales) y algún otro que viste con traje y que va a trabajar en el Ministerio (por citar sólo dos de ellos). Pero eso es lo de menos. Lo importante es que se reúnen, y se reúnen para algo gordo. Muy gordo. Planean perpetrar (y de hecho lo hacen) una serie de atentados en pleno París.




Una premisa dura, sin duda, dados los últimos acontecimientos de barbarie sucedidos en la capital francesa en los últimos meses. Ahora bien, en la película nunca vemos por qué lo han hecho, ni sus motivaciones. ¿Qué les ha llevado a hacer eso? Imposible de averiguar con los datos que nos da la película/el director. Somos conscientes de qué han hecho, pero no por qué. Eso no interesa al director ya que ha intentado ser lo más objetivo posible, mostrando cómo son estos chavales, cómo se comportan con algo así, y cómo se comportarán con las cosas que están a punto de llegar.

Es con lo que se juega continuamente: Uno se pregunta "por qué", siempre queremos saberlo, pero tenemos que ser conscientes de que muchas veces no lo sabremos. El hecho es que se ha cometido un atentado (o los que sean), eso es lo terrible. El director no es amigo de llamar a lo que hacen un "acto terrorista", él lo define como "acto de insurrección". Ha querido desmarcarse de cualquier relación con el Daesh en los chavales. Quiero mostrarlos rebelándose contra el sistema establecido, ese sistema de poder (y represión) que tan de lado los tiene siempre y que sólo aparece cuando es necesario aplastarlos hasta que dejen de respirar. Así está el mundo, lamentablemente.


Uno de los aciertos de la película (tiene unos cuantos) es que el espectador ve siempre todo desde el punto de vista de los jóvenes, incluso cuando ese sistema de poder comentado anteriormente hace acto de presencia. En ningún momento se ve qué está sucediendo con la operación policial que hará acto de presencia, porque ellos no la ven. Además, la película es también una clara denuncia al capitalismo brutal que vive la sociedad, ya que donde se encuentran atrincherados es en un centro comercial, rodeados de grandes marcas.

En definitiva, Nocturama es una interesantísima película construida en tres trozos diferenciables (presentación de los chicos y acto terrorista, momentos posteriores a las bombas y para acabar el excelente tramo final) que nos hace reflexionar hacia dónde puede girar, peligrosamente, la sociedad con una insurrección que no se sabe exacamente de dónde podrá venir, ni cómo ni cuándo... Lo único que sabemos es que será cuando menos lo esperemos.

Mi puntuación:






A continuación, una imagen del director Bertrand Bonello en la rueda de prensa dada en el Zinemaldia:


2 comentarios:

  1. No se atrevieron en Cannes a programarla, según he leído, porque los alrededores de la zona festivalera estaban fuertemente controlados por los gendarmes, y el tema de la peli podía producir ampollas.
    Muchas ganas de verla!! El tema me recuerda a la novela La buena terrorista, de Doris Lessing.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues no conozco la novela pero lo demás que dices sí, puede ser una razón importante para no programarla en Cannes. El tema en ese sentido puede ser bastante peliagudo, la verdad.

      Eliminar

Paginación