Cargando buscador...

28 de septiembre de 2012

Zinemaldia '12: Sesiones indies (The sessions)

ZABALTEGI - PERLAS

Casi con toda probabilidad: Premio del Público 2012.

ACTUALIZADO: Efectivamente... Premio del Público del Zinemaldia 2012


Dejando de lado el posible debate religioso de la película; dejando de lado que se busca la lágrima fácil (algunos lo llamarán "llegar al corazoncito de las personas") en varios momentos; dejando de lado el aire de "película americana indie" que respira el film por doquier... dejando todas estas cosas de lado, tenemos que The sessions de Ben Lewin es una estupenda película, con varias interpretaciones fantásticas entre las que destacan (y de qué manera) las de sus protagonistas: John Hawkes y Helen Hunt.

John Hawkes interpreta a Mark O'Brian, un católico discapacitado casi al 100% debido a la polio. Necesita, por tanto, cuidados máximos y la ayuda de un pulmón de acero. Cuando Mark se enamora de su cuidadora, empiezan a surgirle un montón de dudas, especialmente religiosas (donde entra en juego William H. Macy), pero sobre todo lo que aparece es el apetito sexual. Como no sabe controlar este apetito, también necesitará ayuda para ello, y contratará a una terapeuta sexual (Hunt) que sólo le permitirá seis sesiones como máximo. Y claro, si el espectador es un poco avispado, ya sabrá por dónde van a ir los tiros...

La historia está basada en hechos reales, según unos artículos y poemas del propio protagonista.


En el cartel promocional de la película se dice que John Hawkes realiza una brillante interpretación, un papel extraordinario, para el recuerdo. Lo suscribo completamente. Reconozco que, como supongo que muchas otras personas, no conocía a John Hawkes hasta que fue nominado al Oscar de mejor actor de reparto por ese peliculón que es Winter's bone (realizando un papel sobrecogedor), pero también aparece en Contagio, Corrupción en Miami, American gangster, La tormenta perfecta o la serie de TV Perdidos... o sea, que tiene una carrera a sus espaldas bastante decente. En The sessions, como decía, remata un personaje entrañable al que sabe sacar muchísimo partido, y todo ello moviendo únicamente la cabeza, recordando sin duda al estilo de Javier Bardem en Mar adentro. Está realmente fantástico y es una actuación que habrá que tener muy en cuenta.

Por otra parte está Helen Hunt, de la que el cartel dice que realiza una valiente interpretación, a lo que yo añado que está sorprendente. También lo suscribo sin ninguna duda. A la terapeuta sexual que realiza, también se le coge mucho cariño, se comprenden sus reacciones y al igual que su compañero, consigue enternecer al personal.


A esta pareja hay que sumar a William H. Macy, como el mentor espiritual de Hawkes, cuyos momentos, además de aportar el toque religioso sobre el que puede rondar la película, también son algunos de los más divertidos.

En cuanto al director, Ben Lewin dirige la película al más puro estilo indie: sin parafernalias, centrándose en los personajes, manejando un guión estupendo.

Al acabar la proyección en el Zinemaldia, los invitados (el director Ben Lewin y el actor John Hawkes, acompañados por la productora del film), no pudieron reprimir las lágrimas (mucha gente del público tampoco), debido a la gran ovación que recibieron. ¿La película independiente del año?


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Paginación